¿Tengo una Jaula de Grillos en mi cabeza?

¿Tengo una Jaula de Grillos en mi cabeza?

90 Flares Filament.io 90 Flares ×

A  veces pienso que tengo una jaula de grillos en la cabeza, y veo a otros que me hace pensar que la también la tienen.

En ocasiones cierro los ojos, permanezco en silencio y  de tarde en tarde se apaga la radio o baja el volumen.  Que gusto siento entonces.

Otras veces en vez de una jaula de grillos tengo un locutor de radio que me va narrando cada cosa que veo, siento o incluso pienso o percibo. Me cuenta la cosas, intercede entre la experiencia y yo.

En ocasiones este locutor hace un programa de debate en compañía de otros locutores, que están ahí esperando a salir en antena. Y como sucede por momentos en los debates, no se escuchan, se pisan la palabra, unos permanecen más callados y otros toman más espacio. En los debates la mayoría de la veces no hay fin, acaban cuando es momento de otro programa. Pero se puede reanudar de nuevo.

Me pregunto como sería si se callaran. Tal vez sentiría paz o demasiado silencio.

Todos tenemos diálogos internos, voces interiores. Aunque siempre soy yo quien me hablo, son diferentes  las voces. Algunas son  tan conocidas…y casi siempre dicen lo mismo si nos paramos a escuchar su discurso.

Las voces interiores nos acompañan. Cada una tiene uno tono, un color distinto. Todas forman parte de un mismo “yo”. Si a cada voz le ponemos un rostro, un cuerpo, un vestuario podríamos visualizar escenas de una obra de teatro. Todos los personajes forman parte de la misma narración, de la misma historia.

terapia gestalt madrid-psicoterpia Madrid-2

Al reparar en ello, podrías pensar si estamos locos, y preocuparnos por ello, por si tenemos algún “trastorno mental”. Durante alguna sesión, cuando he usado la técnica de la silla caliente o vacía, utilizada en gestalt, alguna persona me decía “ no se si  no estoy loco o loca o tendré doble o triple personalidad”. En esta técnica se establece un diálogo entre dos partes con el objetivo de integrar diferentes aspectos de uno.

Todas estas voces forman parte de nuestro entramado neurótico. Por un lado que alivio sería soltarlas…y por otro que miedo no? Imagino que estaríamos quizás en un vacío de nosotros y llenos a la vez.

Si prestamos  atención puede que vayamos distinguiendo las diferentes voces, incluso es posible identificarlas con alguien, “así hablaba mama”. Un día fueron voces externas que poco a poco fuimos internalizando  hasta convertirse en propias. Son esas voces fijas en plantilla en nuestro programa de radio.

Me parece importante distinguir cada una y el efecto que tienen sobre nosotros. Algunas nos desvitalizan y  otras no, por ejemplo.

Hay momentos en que entre todas, encuentro una en la que puedo confiar, está a mi cuidado y me orienta hacia la salud. Cuando la escucho y la distingo de entre todas, me hace pensar en lo que llaman sabiduría interior, mi propio guía, mi testigo interno.

90 Flares Twitter 6 Facebook 73 Google+ 3 LinkedIn 8 Pin It Share 0 Filament.io 90 Flares ×
General

Haz un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *